Plaza dos de Mayo (Madrid) 2001

Se descubrieron todas las vigas que formaban el forjado y saneamos alguna dañada por la humedad, le aplicamos producto antixilófagos y colocamos tarima de pino barnizada y amachambrada con el fin de habilitar la parte del desván.

Se le hizó un acceso desde una de las viviendas altas con una puerta registro en el techo y una escalera con huella de barco para subir a este. Se formaron paredes en el desván para delimitar solo la parte que correspondia a la superficie del piso quinto izquierda según supervisión de la empresa constructora.